• Mr Harry

Así impacta la crisis petrolera en la OPEP a los países de América Latina.

Hay crisis en Brasil por caída de acciones, los bonos argentinos están en mínimos históricos y el peso chileno ya ha perdido 12% en el año.

Por Bloomberg Los activos brasileños comenzaron la semana en modo colapso, con la moneda cayendo a un mínimo histórico y las acciones preparadas para un mercado bajista mientras la caída de los precios del petróleo se sumaba a las inquietudes impulsadas por el coronavirus. Un interruptor automático se activó a los 31 minutos de la operación cuando el Ibovespa se desplomó a un 10%. Una vez que todas las acciones comiencen a cotizar nuevamente, el siguiente límite clave es una caída del 15%, lo que llevaría a una detención de una hora. Un cierre en el nivel actual presionaría las pérdidas del índice de renta variable de referencia desde su máximo de enero al 26%. La caída de Petróleo Brasileiro SA el lunes de hasta un 26% fue la mayor registrada.


Los activos en la economía más grande de América Latina reflejaron turbulencias en todo el mundo. La volatilidad ha reinado mientras el brote de coronavirus ha infectado a más de 108.000 personas. Además de la carnicería del mercado, Arabia Saudita desencadenó una guerra total de precios del petróleo que causó que el crudo cayera más del 30% en un punto.


“Los mercados parecen estar valorando una recesión global”, dijo James Gulbrandsen, director de inversiones para América Latina de NCH Capital. El real brasileño, que ya tuvo el peor desempeño del mundo este año, se debilitó un 3,6% a un mínimo histórico de 4,79 por dólar poco después de la apertura. Minutos antes, el banco central dijo que elevaría la subasta spot de dólares a US$3.000 millones frente a los US$1.000 millones anunciados el viernes. El swap de incumplimiento crediticio a cinco años de Brasil se amplió 65 puntos básicos, la mayor cantidad desde 2008. La medida de riesgo país alcanzó 208 puntos básicos, la más alta en más de un año.Pánico global enreda aún más conversaciones sobre deuda argentina Los bonos argentinos cayeron a mínimos históricos el lunes después de la venta global, lo que complica las negociaciones en curso entre el Gobierno y los acreedores privados para reestructurar la deuda de la nación. Ya maltratado por la crisis económica de la nación, el bono a cien años de Argentina en dólares cayó hasta 12% en las primeras operaciones a 34 centavos por dólar. El riesgo soberano, la brecha en los rendimientos entre los bonos argentinos y los bonos del Tesoro de EE.UU., aumentó más de 400 puntos a 2.830. El pánico global coincide con una semana crítica para las conversaciones de deuda de Argentina dado que el ministro de Economía, Martín Guzmán, tiene programada una oferta formal a los acreedores, de acuerdo con el cronograma del Ministerio. Si bien la caída de los bonos puede fortalecer la mano del Gobierno, también aumenta la presión financiera sobre los acreedores para obtener un buen acuerdo. “Dudo que esto ayude a la negociación de la deuda”, dijo Alejo Costa, estratega argentino jefe de BTG Pactual en Buenos Aires. “Porque en todo caso el comprador va a mutar hacia el inversor distressed, más propenso a litigar si la oferta no le parece razonable”. Argentina también está renegociando una línea de crédito récord de US$56.000 millones con el Fondo Monetario Internacional. Guzmán tiene la intención de concluir las negociaciones con acreedores privados para fines de marzo, un cronograma que muchos los analistas dicen está muy apretado. Se estima que la economía argentina se contraerá en 2020 por tercer año consecutivo, con un alto nivel de desempleo y una inflación de 53%. Ministro de Economía de Chile, Lucas Palacios, cree que el país soportará la crisis La economía de Chile tiene “fundamentos fuertes” para resistir los embates que atentan contra del normal funcionamiento de la economía, como la crisis política local, la sequía, la expansión del coronavirus y el desplome en los precios del petróleo, dijo el ministro de Economía, Lucas Palacios. “Nuestra macroeconomía nos permite sacar adelante una agenda fiscal de US$5.500 millones y converger hacia una meta de déficit fiscal razonable en dos o tres años y eso no lo pueden hacer todos los países,” dijo el ministro en una entrevista en el programa de radio Pauta Bloomberg. En comparación, dijo, EE.UU., con una economía 68 veces el tamaño de la chilena, ha anunciado un programa de US$8.700 millones e Italia de US$8.000 millones. El peso chileno ha perdido un 12% de su valor desde el comienzo del año y ha tenido el peor desempeño de cualquiera de las monedas de mercados emergentes desde que comenzó la crisis social en el país el 18 de octubre. Ese mes, protestas contra un aumento de precio en el pasaje del metro se convirtieron en una continua serie de manifestaciones contra la desigualdad de ingresos y la exigencia de reformas sociales. Desde el comienzo de la crisis social el S&P IPSA ha caído un 22%, el peor desempeño entre los mercados de América Latina, y el banco central ahora espera que la economía se expanda solo entre un 0,5% y 1,5% este año. El gobierno también accedió a un plebiscito el próximo mes para ver si elabora una nueva constitución. El gobierno está tomando medidas para enfrentar el complejo escenario, la mayoría financiadas a través de reasignaciones presupuestarias en vez de elevar aún más el gasto. Todo “tiene ciertos límites porque sino vamos a generar un desequilibrio fiscal”, dijo Palacios. “No podemos estar reaccionando todos los días frente a distintos mensajes que nos envían los mercados internacionales”. Reconoció la preocupación por las exportaciones chilenas, en particular la de la fruta, que constituyen al rededor del 9% de las exportaciones de Chile. “Hemos estado buscando otros destinos para llevar nuestros productos y diversificar el riesgo que significa una restricción de la red de productos en China”, dijo. Palacios señaló que el gobierno presentará un proyecto de modernización del Instituto Nacional de Estadísticas al Congreso hacia fines de marzo. El INE ha sido cuestionado tras una serie de controversias y errores en la entrega de datos, la última de éstas una corrección del dato de inflación de enero. “Estamos terminando de redactar las últimas indicaciones. Queremos dejar un INE fortalecido del que todos nos sintamos seguros, plenamente autónomo desde el punto de vista técnico, pero no tendrá patrimonio propio”, como si lo tiene el Banco Central de Chile, adelantó.


Bonos de Pemex presentan caída récord Los bonos de la estatal petrolera mexicana se derrumbaron la semana pasada en medio de la caída de los precios del crudo y las malas ganancias, incluso si inversionistas compraron cautelosamente deuda corporativa mexicana. El diferencial de rendimiento de los bonos de Petróleos Mexicanos —la petrolera más endeudada del mundo— se acercó al máximo desde junio, cuando Fitch Ratings redujo la calificación crediticia a nivel de basura. La razón yace en una caída precipitada en los precios del petróleo a medida que la propagación del coronavirus amenaza con frenar el crecimiento global y en un sombrío informe de ganancias a fines de febrero. La compañía reportó una pérdida neta de 346.100 millones de pesos (US$17.700 millones) para 2019, malas noticias para el Gobierno mexicano que se está esforzando para pagar más de US$100.000 millones en deuda Pemex. Dado que todos los precios cayeron a mínimos históricos el lunes, es probable que los bonos de Pemex caigan aún más. A pesar de las emisiones de Pemex, los bonos mexicanos devengaron 0,7% la semana pasada, justo detrás del promedio de los mercados emergentes de 0,8%. La agitación del mercado y una actitud de riesgo global llevaron al peso mexicano a vender 2,4% en la semana, el peor entre sus pares emergentes después del real brasileño y el rublo ruso. “Los rendimientos de los bonos mexicanos y las tasas swap cayeron drásticamente la semana pasada después de que la Fed redujo su tasa de referencia en 50 pbs, alimentando la especulación de que legisladores mexicanos seguirán su ejemplo a finales de este mes”, dijo George Lei, estratega FX de Bloomberg. “Las tasas de intercambio TIIE cayeron entre 31 y 41 pbs en comparación con el viernes pasado, registrando la mayor caída semanal en cinco años”. A pesar de toda la presión sobre los mercados mexicanos, las nuevas compañías continúan vendiendo deuda. Corporativo Actinver anunció la semana pasada que vendería hasta 500 millones de pesos (US$24,9 millones) en bonos locales el 3 de abril. Rendimientos de Ecuador sobre 20% por revuelta petrolera Los bonos en dólares de Ecuador tuvieron la mayor caída en mercados emergentes a medida que inversionistas valoraron una mayor probabilidad de incumplimiento luego de la caída de los precios del crudo. Los bonos en dólares del país con vencimiento en 2028 cayeron 10,6 centavos a 47,6 centavos por dólar el lunes, con rendimientos que repuntaron 4,3 puntos porcentuales a 22,3%. El rendimiento adicional que inversionistas exigen para mantener la deuda de Ecuador sobre los bonos del Tesoro de EE.UU. perdió 753 puntos básicos a 27,33 puntos porcentuales. Esto se compara con 28,16 puntos porcentuales para Argentina que se está preparando para reestructurar su deuda. Los precios actuales descuentan una “alta probabilidad de incumplimiento” para el productor pretrolero de la nación, dijo Siobhan Morden, jefe de estrategia de renta fija para América Latina en Amherst Pierpont Securities en Nueva York. “El choque del petróleo debería dominar a corto plazo y requiere una respuesta de las autoridades para gestionar el estrés de flujo de efectivo“. El petróleo cayó más de 30% el lunes después de que la ruptura de la alianza OPEP+ desencadenó una guerra de precios, con Rusia y Arabia Saudita a punto de inundar el mercado con petróleo barato. El Gobierno ya estaba en dificultades para satisfacer sus necesidades de financiación incluso antes de la caída del precio del petróleo y Moody’s Investors Service redujo su calificación crediticia más cerca al nivel de basura el mes pasado, a Caa1. El Ministerio de Economía no respondió de inmediato a un correo electrónico en busca de comentarios. La hostilidad pública dificulta que el Gobierno del presidente Lenín Moreno aumente los ingresos fiscales o frene el gasto. El país sufrió casi dos semanas de violentos disturbios en octubre, cuando el Gobierno del presidente, Lenín Moreno, trató de poner fin a los subsidios al diésel y la gasolina, y las manifestaciones lo obligaron a retroceder. La semana pasada, el Gobierno dijo que está en negociaciones para recibir desembolsos del Fondo Monetario Internacional como parte de un acuerdo crediticio de US$4.200 millones. Se espera que el fondo respalde las necesidades financieras del Gobierno este año y en 2021.


Tomado de:

https://www.estrategiaynegocios.net/lasclavesdeldia/1362515-330/as%C3%AD-impacta-la-crisis-petrolera-en-la-opep-a-los-pa%C3%ADses-de

©2019 by Mr.capacho